Paquete de eliminación de metales pesados | muwellness.com

Paquete de eliminación de metales pesados

Los metales pesados son sustancias sin función biológica conocida, cuya presencia en determinadas cantidades en seres vivos lleva aparejadas disfunciones en el funcionamiento de sus organismos. Resultan altamente peligrosos porque tienden a un proceso que se denomina bioacumulación (en el que pequeñas cantidades de estas sustancias se "suman" a las ya existentes en el cuerpo). Este hecho conlleva que, aunque la exposición habitual sea a bajas dosis, los niveles que puedan acumularse con el tiempo en el cuerpo sean lo suficientemente elevados para producir daños o una enfermedad. El sistema nervioso, por ser especialmente rico en lípidos, atrae la mayor parte de los metales pesados. Aunque nuestros cuerpos necesiten cobre, cobalto, germanio (y quizás hasta vanadio), todos ellos son necesarios en su forma orgánica. La forma inorgánica es tóxica. En la era industrial, cuando se comenzó la extracción de metales pesados de la tierra, la superficie del planeta se saturó de estos tóxicos. En consecuencia, nuestro organismo se llenó de ellos, ya que la comida, el agua y por supuesto el aire que respiramos los contienen en menor o mayor medida. Si dejáramos de consumir metales pesados, el organismo, por sí sólo, tardaría décadas en eliminar los ya acumulados.
 
Se estima que el ser humano actual está expuesto a los metales pesados en un porcentaje entre 500 y 1000 veces superior al del hombre de la era pre-industrial.
 
¿Por qué son peligrosos?
Cuando hablamos de metales pesados nos estamos refiriendo básicamente a: Cadmio (Cd), Mercurio (Hg), Plomo (Pb), Cobre (Cu), Níquel (Ni), Arsénico (As), Cromo (Cr), Cobalto (Co), Antimono (Sb) y Bismuto (Bi). La toxicidad de estos metales se debe a que influyen negativamente sobre varios procesos fisiológicos básicos para la salud (como la actividad enzimática o la absorción de minerales esenciales). Los metales pesados también catalizan reacciones de oxidación (contribuyendo a la producción de radicales libres) e incluso cambian la estructura de las proteínas y de los anticuerpos de nuestro sistema inmune. Los metales pesados más peligrosos para toda forma de vida son el mercurio, cadmio y plomo (un sólo cigarrillo contiene los 3). Una vez emitidos al medio ambiente, estas sustancias pueden permanecer inalteradas durante cientos de años ya que no son química ni biológicamente degradables, pasando a incorporarse a la cadena trófica de alimentación hasta llegar a nosotros. Las amalgamas metálicas, el agua del grifo, los utensilios de cocina y pescados de gran tamaño son nuestras principales fuentes. Es necesario tomar medidas al respecto puesto que sirve de poco eliminar metales del cuerpo si no se limitan las fuentes de exposición o se está continuamente exponiéndose.
 
Medidas para limitar la exposición a metales pesados:
  • Cocine con utensilios de cristal tipo Pyrex o de cerámica monoporción (no usar acero inoxidable a menos que se teste porque libera cromo y níquel, dos metales cancerígenos).
  • Cambie las tuberías de cobre o galvanizadas (fuente de cadmio) a reticulado PEX. Quizás la práctica de conectar las tuberías de agua a la toma de tierra de la casa sea en parte culpable de tanta corrosión.
  • Sustituya los marcos metálicos de sus gafas por plástico y endurezca la montura con un sonicador.
  • Evite joyería metálica. No lleve ningún metal en contacto con la piel.
  • Reduzca la ingesta semanal de pescado. Ir a información sobre el pescado 
  • Extraiga las amalgamas metálicas de su boca.
 
Amalgamas metálicas
Las amalgamas dentales están formadas aproximadamente por un 50% de mercurio. Este mercurio, en tan sólo 4 semanas desde que nos ponen la amalgama, ya está presente en el hueso de la mandíbula, intestinos, pulmones y, algo más tarde, llega al cerebro, hígado, tiroides, páncreas, pituitaria, riñones, suprarrenales y ovarios interfiriendo en numerosos procesos metabólicos y causando serios daños. Una amalgama metálica puesta en nuestra boca hace 25 años expulsa mercurio gaseoso a temperatura corporal. Cuando se aplica calor o fricción los vapores de mercurio se incrementan hasta alcanzar valores que superan en más de 1000 veces los niveles de mercurio permitidos en el aire por la Agencia de Protección Medioambiental de los EEUU. El calor y la fricción ocurren frecuentemente en la boca al cepillarse los dientes, consumir comida o bebidas calientes o en el simple acto de masticar chicle.
 
Odontología tóxica | Empastes y dentríficos tóxicos
Extracto subtitulado de la entrevista The Cure realizada a la Dra. Hulda R. Clark
 
 
Aunque se piensa que el mercurio es la toxina más peligrosa que existe en los empastes metálicos, la Dra. Clark descubrió que lo más peligroso de la mayoría de materiales dentales es que, de hecho, son radioactivos. Consulte Lista de Materiales Dentales Seguros  Otro problema con las amalgamas metálicas es que en contacto con la saliva producen toxicidad galvánica (que puede provocar sobre-estimulación de la actividad cerebral y ser causa de hiperactividad e insomnio). Aún si no presentas síntomas de este tipo, puedes comprobar si tienes corrientes en tu boca colocando uno de los electrodos de un voltímetro en la parte metálica del diente y el otro tocando la cara interna de la mejilla. ¡Puede llegar a alcanzar medio voltio!
 
 
ANÁLISIS DE UNA AMALGAMA DENTAL
El Syncórmetro detectó hasta 50 metales pesados en una sola amalgama lista para poner en la boca de alguien. Estos metales no se encuentran solamente en las amalgamas. También en coronas, implantes, puentes y aparatos de ortodoncia.
 
Plata
Lantano
Selenio
Aluminio
Cerio
Bario
Niobio
Talio
Cadmio
Manganeso
Bismuto
Bromo
Neodimio
Samario
Estaño
Estroncio
Plomo
Berilio
Molibdeno
Cobre
Renio
Platino
Iterbio
Gadolinio
Rodio
Itrio
Indio
Antimonio
Rutenio
Cesio
Zinc
Germanio
Praseodimio
Radón
Terbio
Disprosio
Holmio
Litio
Rubidio
Escandio
Uranio
Mercurio
Circonio
Dentistas que aplican los protocolos Clark en España:
  • Liliam Delgado. www.liliam-s.es Tlf. 965 985 605 C/ Arquitecto Morell, 10 esc. 1, 4B. Alicante.
  • Adriana Travieso Hidalgo. Tlf. 914 049 009 C/ Virgen del Val, 24. Madrid.
Nota: Mu Wellness no ha evaluado ninguno de los profesionales alistados.
Guardar las amalgamas por si necesita o se quiere analizarlas.
Consultar también Trabajo Dental 
 
Síntomas y manifestaciones
La toxicidad de metales es sutil (aumenta progresivamente). El cuerpo tiene mecanismos de detoxificación propios pero requieren un exagerado consumo de nuestro precioso metabolito glutatión. Según envejecemos, tenemos menos capacidad de detoxificación. Las intoxicaciones paulatinas son más frecuentes que las intoxicaciones agudas. Sin embargo, los efectos que causan en nuestro cuerpo raramente son tenidos en cuenta por los médicos. También dificulta su diagnóstico el hecho de que los síntomas de una exposición crónica por metales sean muy comunes. Las manifestaciones más habituales son: fatiga crónica, problemas digestivos (especialmente reducción de la asimilación de las grasas), problemas dermatológicos, caída del pelo, articulaciones doloridas, depresión, problemas para regular el azúcar en la sangre, disfunciones en el sistema reproductor masculino y femenino (problemas en la menstruación, infertilidad, abortos, preclampia, parto prematuro, etc.), problemas en la tiroides, problemas oculares, alteraciones sanguíneas, inflamación, afecciones cardiovasculares, etc.
 
Análisis de metales pesados
Existen varias opciones para realizar un análisis de metales pesados. Las pruebas más oficialistas incluyen análisis de sangre, heces u orina (alguna de las cuales incluso podría llegar a entrar por la Seguridad Social por derivación facultativa). No obstante existe cierta problemática intrínseca a estos análisis. Básicamente tienen que ver con la dificultad para detectar depósitos de metales tóxicos en el organismo (que es como habitualmente suelen presentarse). Estos "depósitos" corresponden al mecanismo natural que tiene el cuerpo de extraer dichas toxinas fuera del torrente sanguíneo (el sistema linfático es el encargado de esta labor). Hablamos de las diferentes pruebas disponibles y sus respectivas limitaciones con más detenimiento en la siguiente nota: http://goo.gl/ow8gsh 
 
La problemática de la contaminación por metales pesados es universal puesto que en poblaciones no expuestas laboralmente a estas sustancias, agua, aire y alimentación son las principales vías de exposición. Por ello recomendamos realizar ciclos de desintoxicación con agentes quelantes como la combinación MSM/Ácido Lipoico, algún alga como la Chorella o Kelp y L-Cisteína.
 
❦ Contenido del Pack Desintoxicante
2 Botes de 100 cápsulas de MSM (650 mg).
1 Bote de 70 cápsulas de MSM (650 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de Vitamina C (1000 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de Escaramujo (440 mg).
1 Bote de 100 cápsulas de L-Cisteína (500 mg).
1 Bote de 80 cápsulas de L-Cisteína (500 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de L-Metionina (500 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de L-Seleniometionina (200 mcg).
1 Bote de 90 cápsulas de de Vitamina E (400 IU).
1 Bote de 90 cápsulas de Vitamina B6 (250 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de Ácido Tióctico (350 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de Zinc (30 mg).
1 Bote de 90 cápsulas de Calcio (200 mg).
 
Dosificación de los productos
Este programa dura 3 meses y puede repetirse las veces que sea necesario. Hay que seguir primero una limpieza renal puesto que si no están limpios los riñones una parte de los metales vuelve a reabsorberse. El paso previo a cualquier desintoxicación del metales es la extracción de las amalgamas metálicas. Al terminar el programa hay que volver a limpiar los riñones porque se ensucian mucho durante el proceso. Es muy importante tomar las cápsulas del Apoyo Inmune durante este programa ya que los glóbulos blancos son los encargados de eliminar éstos y otros tóxicos. Por otro lado, el Escaramujo del programa inmune aporta las partes orgánicas que el cuerpo necesita para procesar la vitamina C. Notar que el Selenio está presente en el programa de quelación, no tomar más de lo indicado. Durante el programa de quelación de metales pesados pueden realizarse sesiones de sauna periódicas con el fin de apoyar el proceso de desintoxicación.
 
PRODUCTO
DESAYUNO
Después de comer junto con un vaso de agua
COMIDA
Después de comer junto con un vaso de agua
CENA
Después de comer junto con un vaso de agua
MSM
1 cápsula
1 cápsula
1 cápsula
Vitamina C
 
1 cápsula
 
Escaramujo
1 cápsula
 
 
Vitamina E
1 cápsula
 
 
Vitamina B6
1 cápsula
 
 
Ácido Tióctico
1 cápsula
 
 
Zinc
 
1 cápsula
 
L-Cisteína
 
1 cápsula
1 cápsula
L-Metionina
 
 
1 cápsula
Selenio
 
 
1 cápsula
Calcio
 
 
1 cápsula
 
Las cápsulas de frutos de Escaramujo recién molidos (con las semillas incluidas) aportan las partes orgánicas de la vitamina C (principalmente rutina y hesperidina) que el cuerpo necesita para sintetizar el ácido Ascórbico en vitamina C.
 
 
 Sesiones de sauna y baños de sal caseros como métodos de desintoxicación
El programa de desintoxicación de metales pesados puede apoyarse con sesiones de sauna regulares o baños de sal que puedes preparar cómodamente en la privacidad de tu hogar llenando la bañera hasta la mitad con agua caliente (lo cual equivale a 100 L para las bañeras de tamaño estándar) y añadiendo al agua 2 Kg de sal marina (no sal de mesa común ya que contiene aluminio y otros venenos permitidos). La concentración salina que resulta de este proceder es de 20 gr / Litro y, por ello, muy superior a la concentración de sales del plasma sanguíneo (que es aproximadamente de 9 gr/L). Con esta concentración la sal no accede al cuerpo (por equilibrio osmótico) pero, en cambio, los tóxicos acumulados se sienten atraídos a salir por los poros produciendo una especie de diálisis percutánea, ayudando a riñones, hígado y pulmones en sus labores continuas de excreción y limpieza. Esto es posible ya que nuestra piel actúa como una pared de intercambio osmótico y, a decir verdad, debería considerarse una especie de segunda lengua. El efecto terapéutico es el mismo que producen las denominadas "aguas termales" de toda la vida pero sin tener que desplazarse a ningún balneario o SPA, ni pagar por ello. Con media hora 1 vez al día o a días alternos es suficiente. Este sencillo y económico método es igualmente recomendable en caso de insuficiencia renal. El procedimiento no afecta la tensión arterial, por los motivos mencionados, por lo que puede realizarse con total tranquilidad en caso de hipertensión.
 
La toxicidad por metales pesados puede agravar los síntomas o incrementar el riesgo de sufrir electrosensibilidad. Se conoce como electrosensibilidad al conjunto de efectos adversos provocados por ondas electromagnéticas generadas por telefonía móvil, antenas de alta tensión, dispositivos microondas, tecnología inalámbrica (wifi) y cableado eléctrico doméstico entre otros.
 

Sobre el Ácido Tióctico o Lipoico
Comentario de la Dra. Clark: El ácido tióctico realiza la quelación [atrapa y prepara para la eliminación] de metales pesados y ayuda al hígado a desintoxicar sustancias tóxicas. A todo el mundo le beneficiaría tomar 100 mg diarios. Encuentro que es un suplemento excepcional y se lo recomiendo a muchos de mis pacientes –incluso cuando no lo he mencionado en los casos que aparecen en este libro. Normalmente, receto dosis que varían de 100 mg tres veces al día a 200 mg cinco veces al día. No he visto nunca que provoque efectos secundarios, ni siquiera en pacientes muy enfermos. Extraído del libro La Cura de Todas las Enfermedades. Más información sobre el Ácido Alfa-Lipoico 

 
La palabra quelación deriva del griego chele, que significa 'garra', puesto que la molécula rodea y atrapa como una garra a toxinas metálicas como el mercurio, plomo y arsénico y las expulsa del cuerpo a través de la orina principalmente.
 
Imagen 1 – Envase de 90 cápsulas de Ácido α-Lipoico. Cada cápsula contiene 350 mg de R-ALA puro.
Producto testado con el Syncrómetro. Disponible en la tienda online.
 
 
DESCRIPCIÓN ESPECÍFICA DE LA ACCIÓN DE LOS PRODUCTOS INCLUIDOS
 
Son aminoácidos que contienen azufre en su estructura química. Los metales pesados reaccionan con el azufre y únicamente de esta forma se hacen solubles, pudiendo así ser eliminados por hígado y riñones.
Es una forma orgánica de azufre. Representa una fuente de azufre quelante de metales pesados que los hace solubles. El MSM trabaja principalmente a nivel extracelular realizando la quelación de compuestos tóxicos orgánicos e inorgánicos reaccionado con ellos y promoviendo su excreción. 
Acido Alfa Lipoico
(forma R-ALA)
También conocido como ácido tióctico. Es un ácido graso saturado que contiene en su estructura 2 átomos de azufre. Tiene un efecto quelante como el MSM, pero es una molécula liposoluble que tiene acceso a casi todos los tejidos del cuerpo y trabaja también a nivel celular.
Reduce la toxicidad del aluminio y el daño celular causado por estrés. Además ejerce una función protectora contra el plomo, evitando que penetre y perjudique las reacciones enzimáticas. La presencia de cadmio, a menudo, causa déficit de zinc.
Ayuda a eliminar el aluminio. Incrementa la eficacia del Zinc. 
Vitamina C
(Ácido L-ascórbico)
En dosis altas estimula el sistema enzimático del hígado, por lo que la sangre se detoxifica, y tóxicos como los metales pesados (principalmente mercurio, cadmio y plomo) y los pesticidas (incluido el DDT) son eliminados. Además protege contra el elevado estrés oxidativo, derivado de la intoxicación de metales pesados.
Vitamina E
(Tocotrienol T3)
Protege y realiza la quelación de la plata, mercurio, plomo y aluminio tóxico. También evita la acumulación de plomo en nuestro tejido conjuntivo y reduce la toxicidad de nuestras células. Potencia las propiedades del Selenio.
Niveles insuficientes de calcio facilitan la absorción de aluminio en nuestro cuerpo. También reduce la absorción de plomo en el tracto digestivo. Potencia el efecto de la vitamina C y el Zinc. 
Selenio
(L-Seleniometionina)
Ejerce un efecto protector frente el aluminio, mercurio y el cadmio, además de reducir la toxicidad y el daño oxidativo causado por el mercurio. Realiza la quelación de mercurio, cadmio, arsénico, oro (parcialmente), plata y cobre. A diferencia del selenito sódico, la ingesta de Seleniometionina no presenta riesgo de toxicidad, además el organismo lo absorbe y asimila mucho mejor. Incrementa la eficacia de la vitamina E.
 
Tener en cuenta que los nutrientes trabajan siempre de forma conjunta (sinérgica) en el cuerpo. Por ello, el consumo de varios productos a la vez ofrece mejores resultados que el conumo de esos mismos nutrientes o suplementos por separado.
 
 
La forma más biodisponible del Selenio: L-Seleniometionina
La L-Selenometionina es una entidad química única que contiene selenio molecularmente integrado en lugar de azufre en una molécula de metionina (un aminoácido esencial). Por este motivo, constituye una forma de suplementación de selenio particularmente segura, ya que al contrario que otras formas, no libera selenio inorgánico en el organismo. Las plantas absorben el selenio del suelo y lo convierten en sus formas orgánicas. El selenio está así presente bajo la forma de Selenometionina en alimentos como el trigo y otros cereales. De hecho, la Selenometionina es la principal forma de selenio que se encuentra en los alimentos. Cuando se ingiere bajo esta forma, substituye al azufre en las proteínas del organismo en personas y animales por vías metabólicas similares a las utilizadas por la Metionina, siendo la forma de selenio con mayor biodisponibilidad que existe. Su absorción a nivel intestinal es casi del 100%.
 

Si usted pide este producto recibirá instrucciones detalladas y un documento con directrices dietéticas (Dieta Hipotóxica). Precio: 241'17€

 
Pruebas y análisis de metales pesados:
El Syncrómetro es una herramienta mucho más sensible y exacta que las pruebas analíticas que convencionalmente se utilizan para detectar metales pesados en el cuerpo, como los análisis de sangre, heces, orina o análisis capilar. Estos análisis pueden utilizarse por cualquiera para corroborar los datos del test de saliva con el Syncrómetro. A continuación, pasamos a introducir las pruebas más populares y reconocidas legalmente para este fin:

1. Análisis de sangre, heces y/u orina
Para realizar estas pruebas deberá acudir a la Seguridad Social o a un laboratorio privado. Con ellas es posible decetar cantidades exactas en microgramos por litro o ppm (partes de millón) de metales tóxicos. Sin embargo, estas pruebas sólo revelarán aquellos metales pesados que estén en circulación por nuestro torriente sanguíneo u orina (en este caso en etapa de excreción). Es importante profundizar en esta cuestión: En todo proceso de intoxicación por metales pesados se viven 2 etapas diferenciadas. En la primera y más inmediata tras su exposición los metales acceden al organismo y pasan a incorporarse al torrente sanguíneo, linfa, fluido cerebroespinal, plasma y líquido intescitial, circulando libremente por nuestro cuerpo y causando numerosos daños a gran escala. Sin embargo, ya en una etapa posterior estos metales tienden a acumularse en alguna zona o sistema del cuerpo (como la piel, tiroides, grasa que rodea el hígado o un tumor en formación) para su almacenamiento preventivo. Al conatrario que el Syncrómetro, las analíticas de sangre, heces y orina no son capaces de detectar estas acumulaciones de sustancias tóxicas. Por otra parte existen lugares en el cuerpo que forman cavidades especiales en los que los metales pueden depositarse sin pasar previamente por los fluidos vasculares, como es el caso de los abcesos dentales (en cuyo caso se hace imprescindible seguir el protocolo de saneamiento dental para el tratamiento de los conductos radiculares). 

2. Test capilar para detectar metales pesados
El cabello es un tejido excretor de elementos minerales (tanto esenciales como no esenciales y potencialmente tóxicos). En general, la cantidad de elementos minerales incorporados de forma irreversible en el cuero cabelludo es proporcional a la concentración de esos mismos elementos minerales en otros tejidos del organismo. De esta forma, el análisis de elementos minerales a través del cabello proporciona un test de criba para determinar la situación fisiológica en nuestro cuerpo de dichos minerales, sea en exceso, en deficiencia o mala distribución. Investigaciones clínicas han demostrado que a partir de determinadas concentraciones en el cabello de algunos metales tóxicos, como Cadmio, Mercurio, Plomo y Arsénico, se encuentran fuertemente relacionados determinados desordenes patológicos. Los niveles capilares de dichos elementos minerales son más indicativos de los depósitos en el organismo que los niveles de estos en sangre u orina.
 

Quizás pueda interesarle Interpretación de los análsis de sangre según la Dra. Clark.

 
¿En qué situaciones se recomienda realizar una prueba de metales pesados?
Sobre todo y casi obligatoriamente si tenemos amalgamas dentales (empastes oscuros o mal llamados "de plata"). Recomendado especialmente en enfermedades degenerativas, cáncer, enfermedades autoinmunes como la enfermedad de Crohn y alergias de cualquier tipo. Recomendado pero no obligatorio en niños autistas, esclerosispsoriasisproblemas de pelo, cansancio, uñas quebradizas, anemias, manchas en la piel y un sin fin de patologías que pueden ser debidas al desequilibrio químico de nuestro cuerpo por falta de minerales, vitaminas y oligoelementos. En muchos casos y erróneamente se recomiendan suplementos multivitaminicos y minerales para cubrir estas necesidades. Estos suplementos están preparados para suministrar a nuestro organismo las cantidades diarias necesarias suponiendo que nuestro cuerpo esté en equilibrio químico, cuando en realidad el problema es el desequilibrio y no la falta real de estos elementos. Un ejemplo de error clásico que puede traer serias consecuencias, es suministrar Calcio a personas de edad avanzada para prevenir la Osteoporosis, cuando en realidad en más del 80% de los casos los pacientes tienen suficiente calcio en el cuerpo y el problema es que se en vez de almacenarse en la estructura ósea, se almacena en otros sitios donde no debería estar, como en la sangre, en las arterias, en los músculos, dando origen a arteriosclerosis, sarro en los dientes, músculos entumecidos, cálculos renalescálculos biliares, etc. Un análisis de metales pesados dará en estas personas cantidades altas de Calcio y por debajo del límite en Magnesio, por lo que lógicamente no se debe de suministrar Calcio (más información sobre esta cuestión, aquí). Sin embargo, aportando Magnesio, éste introducirá lentamente el calcio en el sistema óseo. Es como si el Calcio fuese transportado por el Magnesio hasta el lugar adecuado. Lo mismo se podría decir del Cobre. Si el contenido en Cobre es bajo, el hueso no puede retener al Calcio. La no incorporación del Calcio en la estructira ósea también puede deberse a la toxicidad por lantánidos. Es conveniente realizar un seguimiento cada dos o tres meses o según recomendación profesional para comprobar los beneficios del tratamiento que se esté siguiendo.
Si no es posible acceder a un testador Syncrómetro, el test capilar sería a priori una prueba más aconsejable. Este análisis no requiere presencia física y es posible en muchos casos solicitarse por Internet enviando una muestra capilar a cualquier laboratorio (siguiendo siempre las instrucciones indicadas).
 
Enlaces de interés en la web:
Metilsulfonilmetano (MSM) | Ácido Alfa Lipoico | Selenio | Calcio | Zinc | Vitamina B6
 
Enlaces de interés a otras webs:
 ¿Por qué elegir suplementos testados?
La eminente investigadora Hulda Clark ha analizado durante años cientos de suplementos alimenticios detectando hongos, metales pesados, solventes y otros tóxicos en la mayoría de ellos. Por tanto es muy arriesgado usar suplementos alimenticios si no los hemos analizado nosotros mismos con el Syncrómetro (aparato diseñado por la Dra. Clark) o proceden de una fuente segura. Resulta preferible no tomar ningún suplemento que tomar suplementos contaminados: además de tirar el dinero estás dañando tu salud. Ampliar información 
 
• Limpiezas de la Dra. Hulda Clark